GROUPON GUIDE MADRID

El parque del Capricho de Madrid

Por: ANA DOMINGUEZ | 1.8.2014 |
El parque del Capricho de Madrid

No sabemos si es bueno eso de que se escriba mucho sobre la historia de un lugar para explicar su belleza. Así podría parecer hasta que uno cuenta las cosas para que los demás descubran cuanto sabe. Sí, el parque del Capricho madrileño es un lugar de esos que rezuma años y años, pero nada de lo que os cuente, que os lo contaré, será capaz de igualar el olor de sus calles en cualquier época del año, la vista de su magníficos árboles centenarios de todo tipo, el arte de sus estatuas y casonas, la belleza de sus jardines que un grupo de jardineros mima a diario.

El Parque del Capricho es uno de esos lugares que nos hacen pensar que por mucho que se visite Madrid, siempre quedará un rincón capaz de sorprender por su belleza, por su historia, por la paz que rezuma, por su encanto, en definitiva. Está situado en plena Alameda de Osuna, y como se puede apreciar, nos han encantado. Podríamos describir multitud de características de este parque de 14 hectáreas, pero preferimos de todas formas tratar de convencerte para que lo visites. Eso sí, en fines de semana. Cierra en laborable.

El parque fue encargado por la Duquesa de Osuna en el año 1787  y tiene influencia inglesa, francesa e italiana. Está considerado el jardín del romanticismo por excelencia de Madrid, tal y como reflejan su ermita, su laberinto de arbustos, el palacete que hacía antaño las veces de residencia de verano, o el salón de baile, aparte del encantador estanque con cascada.

Casi en la entrada, un señor pasea con su pareja y lleva una guía en la mano que va leyendo para completar los carteles que cada pocos metros describen el laberinto de seto en el que aterrizó un avión accidentado en la guerra civil, o la casita de campo a la salida con un huerto bien conservado aún ahora. Niños y parejas pueden pasear con calma, pero de hacer deporte con bicicletas, o meter bolsas con comida, deberemos olvidarnos. Unas personas guardan la entrada con unos tornos e impiden cualquier cosa que pueda dañar un lugar tan cuidado. No obstante te lo cuidan en la puerta, así que por eso no debemos evitar ir.

En este punto, no podemos resistir la tentación de hacer una especie de visita guiada muy breve para que podamos hacernos una idea. La entrada es una calle de arena y al poco se llega a una plazoleta con estatuas de distintos propietarios. Pasada la misma, de frente, árboles enormes, nogales en su mayoría, y a la izquierda alguna pequeña fuente con muchas flores, pequeños recovecos para enamorados, y un poco más adelante, abajo, el laberinto que da paso, en el frente del camino, a la Casa Palacio de los Osuna. Otra fuente y a la derecha, comenzamos a subir con ánimo de toparnos con una fantástica estatua de Baco. Un poquito más arriba, el inicio de un pequeño estanque que, con forma de riachuelo a continuación que servía de transporte en barca para que los residentes e invitados pudiesen desplazarse de este modo hasta el salón de baile, situado unas decenas de metros más adelante, justo al lado de un precioso estanque con una cascada de roca en el centro. De regreso, más y más bosque y la citada casita de campo, muy bien restaurada.

Es sorprendente la calidad de las personas dedicadas, en muchos meses del año a amenizar la visita, pero como eso dependerá del día y el mes que vayas, lo dejaremos al destino.

-----------------------------------------------

MÁS INFORMACIÓN:

Parque del Carpicho

Dirección: Paseo de la Alameda de Osuna, s/n, 28042 Madrid

Metro: El Capricho

Foto: "Árboles (El Capricho)" by Mercedes Blanco

--------------------

Artículos relacionados:

Cómo encontrar alimentos ecológicos con garantía

Alimentos ecologicos

Nos cuentan muy a menudo, cada vez con más frecuencia, que no todo lo que comemos y que pensamos que es sano, realmente lo es. De ahí surge hace unos años la denominada alimentación ecológica, acompañada... ver artículo 

Estoy Radiante
Por: Ana Dominguez Estoy Radiante
{}